Jun 27

ROMERO: EL SANTO DEL PUEBLO

Monseñor Óscar Romero dijo la verdad en un país, El Salvador, desgarrado por la injusticia social. Se levantó por los derechos humanos en una era de violencia extrema y tortura. Pero la brutal dictadura optó por no escuchar y fue asesinado por sus creencias. Su nombre fue Óscar Romero, Arzobispo de El Salvador. Y ésta es su valiente – y verdadera – historia.

“Que mi sangre sea semilla de Libertad” (Oscar Romero)
“Mi voz desaparecerá pero mi palabra, que es Cristo, quedará en los corazones” (Oscar Romero)